Se triplica inversión en infraestructura educativa: EPN

Redacción Redacción  


2017-05-30 17:31:19

El presidente Enrique Peña Nieto reiteró la importancia de la reforma educativa ya que aunque pareciera que está agotada, no lo está, y aclaró que se encuentra en proceso de implementación y “poco a poco” los maestros la han hecho suya.

Dijo que los mentores son parte de este gran proceso de transformación de la educación en México, y “la sociedad mexicana se los reconoce ampliamente y el presidente de la República deja constancia de mi gratitud y reconocimiento a este esfuerzo”.

El titular del Ejecutivo enfatizó que lo que está viviendo el país es un proceso genuinamente de transformación profunda de lo que tiene que ver con la educación de calidad, que queremos reciban las nuevas generaciones.

En el acto “Mejores Escuelas”, realizado en la Primaria 7 de Enero, el mandatario federal destacó las ventajas de la reforma educativa, entre las que se encuentra la magnitud de la inversión en infraestructura, que triplica la realizada en las dos administraciones anteriores.

Acompañado por el titular de la Secretaría de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, quien dijo que en los dos gobiernos pasados se invirtieron 16 mil 500 millones de pesos, el presidente Peña Nieto hizo ver que en cinco años se ha triplicado la inversión y no tiene precedente.

Indicó que su administración llegará a remodelar y modernizar más de 33 mil escuelas, que representan 40 por ciento de los planteles del país con mayor deterioro y tendrán, como esta primaria, buenas instalaciones para la práctica del deporte, una biblioteca, aula de medios, comedor y de tiempo completo.

Aclaró que “no es menor” el esfuerzo que se ha hecho para que más planteles se incorporen a esta modalidad, pues en 2012 había seis mil, y a cuatro años y medio de distancia son 25 mil escuelas de tiempo completo, que significa un horario extendido, con alimentos, y actividades deportivas, recreativas y de medios.

Peña Nieto reiteró que los maestros tienen una vocación de servir y educar, “y lo que la reforma educativa les puso por delante fue un gran reto que lo asumieron, lo hicieron suyo, pero sabían que era para bien de sus educandos, y de ellos mismos en su desempeño profesional”.